Vilas

El Programa de las Vilas cuenta con dos viviendas tuteladas, Vilafarell para mujeres y Vilablanca para hombres, que son asistidas por un equipo de educadores las 24 horas del día los 365 días del año. En total, se ofrecen 7 plazas para hombres y 7 para mujeres.

En ellas se desarrolla un programa integral de rehabilitación psico-social que, a partir de la normalización comunitaria y la estructuración de la vida diaria, posibilita la generación de nuevos aprendizajes, consolida las habilidades que ya posee la persona y sirve de puente para una mayor autonomía personal y social. Para favorecer que la persona avance en la adquisición de los objetivos de autonomía de forma adecuada, en fases que ayudan a consolidar los aprendizajes.

La estancia en las viviendas tuteladas es siempre VOLUNTARIA y tiene un CARÁCTER TEMPORAL, puesto que viene determinada por la evolución de la persona en el programa.
Por otra parte, se ha demostrado la importancia de las relaciones familiares adecuadas en la mejora y el mantenimiento de la persona que sufre una enfermedad mental grave. Por ello, en el programa de las viviendas tuteladas, se ofrece la atención individualizada a los familiares, así como un programa de familias con el que se pretende que los familiares tengan un espacio de diálogo y aprendizaje que mejore la relación con su familiar.

Las viviendas tuteladas forman parte de la red de recursos públicos para personas que sufren enfermedad mental grave la Conselleria d’Igualtat i Polítiques Inclusives de la Generalitat Valenciana. Por ello, la vía de acceso a las mismas se realiza a través de la solicitud de plaza en vivienda tutelada a dicha Conselleria.